Derbi de la autopista suspendido por conato de violencia

Momento antes de iniciar el segundo enfrentamiento entre las barras de ambos equipos previo al juego.

La violencia sigue desatada en el país y esta vez tocó al balompié criollo. El Derbi de la autopista, Aragua FC – Carabobo FC, fue suspendido por la violencia originada previo al compromiso correspondiente a la liguilla del Torneo Apertura 2017.

La tarde de este domingo se escribió un nuevo episodio de violencia en el fútbol nacional, aurirrojos y granates no pudieron medir fuerzas en el engramado del estadio Hermanos Guersi de Maracay.

Las barras bravas de ambas oncenas convirtieron el recinto deportivo en un campo de batalla en donde predominaron las piedras y botellas.

A una hora del inicio del compromiso las cosas parecían no pintar bien, reinó la ausencia de una efectiva logística por parte de los cuerpos de seguridad (GNB, Policía de Aragua y PNB) presentes en el estadio.

La falla en la planificación facilitó a integrantes de la barra del equipo visitante, primeros en llegar al recinto deportivo, invadir la tribuna popular, donde tradicionalmente se ubica los adeptos al equipo aragüeño.

El hecho provocó un primer enfrentamiento entre barras en la tribuna popular y las adyacencias del estadio, objetos contundentes volaron de lado y lado bajo la mirada de cuerpos policiales.

Las cosas parecían calmarse, sin embargo aficionados identificados con franelas del equipo local irrumpieron en la Tribuna Principal del estadio olímpico.

Cantos contra la directiva auriroja por la falta de organización respecto a la seguridad, además de exigir el desalojo de los fanáticos del Carabobo de la Popular y lanzar objetos a los jugadores granates fueron las acciones realizadas por algunos fanáticos.

Jugadores del Carabobo FC salieron del engramado resguardados por efectivo policiales.

Se llegó a un acuerdo, la barra visitante iba a ser trasladada de la Tribuna Popular hacía el sector de la Tribuna Principal donde usualmente se ubica la visita.

Sin embargo, en ese momento se produjo el segundo enfrentamiento de la tarde. Mujeres, madres con sus niños, señores y sus familias buscaban las salidas ante la lluvia de toda clase objetos capaz de ocasionar daño que caían en la Principal.

El enfrentamiento se trasladó al estacionamiento del estadio, daños a vehículos, al transporte que trasladaba el Carabobo FC y bombas lacrimógenas se hicieron presentes.

El partido fue suspendido tras los hechos de violencia, aún se desconoce si se confiscará el juego a favor de la visita o se reprogramará.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.